La Semana Santa es una importante celebración anual de las iglesias cristianas. En esta etapa se recuerda la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús de Nazaret. Los jóvenes cristianos cubanos también conmemoran estos acontecimientos por estos días. De manera juvenil, con sus talentos, expresan su respeto y agradecimiento a su Señor y Salvador.

Todo comienza con el Domingo de Ramos. La iglesia ha llamado así al evento de la entrada triunfal de Jesucristo en Jerusalén. Como dice el evangelio según Mateo, capítulo 21, versículos 8 y 9: “Y la multitud, que era muy numerosa, tendía sus mantos en el camino; y otros cortaban ramas de los árboles, y las tendían en el camino. Y la gente que iba delante y la que iba detrás aclamaba, diciendo: ¡Hosanna al Hijo de David! ¡Bendito el que viene en el nombre del Señor! ¡Hosanna en las alturas!”

El otro momento importante en la Semana Santa es el Viernes de Crucifixión. Tradicionalmente, muchas iglesias cubanas celebran este día el llamado Culto de las 7 Palabras. Este nombre responde a las 7 frases principales dichas por Jesús desde la cruz al estar crucificado:

  1. “Padre, perdónales, porque no saben lo que hacen” (Lucas 23:34)
  2. “Hoy estarás conmigo en el paraíso” (Lucas 23:43)
  3. “Mujer, ¡he ahí tu hijo! ¡He ahí tu madre!” (Juan 19:26-27)
  4. “Dios mío, Dios mío ¿por qué me has desamparado?” (Marcos 15:34)
  5. “Tengo sed” (Juan 19:28)
  6. “Consumado es” (Juan 19:30)
  7. “Padre, en tus manos encomiendo mi espíritu” (Lucas 23:46)

Y finalmente, la Semana Santa concluye con el Domingo de Resurrección. Este es el fundamento del cristianismo: la resurrección de Jesús al tercer día después de haber sido crucificado. Así lo afirma la Biblia en 1ra Corintios 15:14: “Y si Cristo no resucitó, vana es entonces nuestra predicación, vana es también vuestra fe…”

Por ello, jóvenes de distintas regiones de Cuba, han querido expresarse por medio del arte. Canciones, expresiones corporales y dramatizaciones fueron algunas de las principales manifestaciones en esta fiesta juvenil. No faltó tampoco la enseñanza bíblica y al final la celebración de la Santa Cena en conmemoración a la Muerte y Resurrección del Señor Jesucristo.

Con respecto a las fechas de la Semana Santa, para los cristianos occidentales la fecha varía entre el 22 de marzo y el 25 de abril. El cristianismo oriental, acorde al calendario juliano, sitúan la fecha entre el 4 de abril y 8 de mayo cada año.

por: Leunam Rodríguez